Los electrodos en fisioterapia

Los electrodos en fisioterapia

Los electrodos se usan normalmente como parte de terapias de corrientes estimuladoras. Este tipo de tratamiento necesita de los electrodos que se pegan o adhieren sobre la parte del cuerpo que se desea tratar. Además, se debe medir qué tipo de corriente y los distintos parámetros a aplicar para cada dolencia, tales como, la forma del impulso, su intensidad, su duración, la frecuencia o la intensidad. Por definición, un electrodo es un conductor eléctrico utilizado en la medicina para tratar mediante corrientes distintas dolencias o enfermedades.

En fisioterapia suele existir bastante controversia acerca de cuáles son los puntos adecuados e ideales para colocar los electrodos en cada parte del cuerpo afectada. Se pueden colocar tanto directamente sobre la zona dolorida, o cerca de ella, o sobre los nervios que estén viéndose afectados.

No obstante, existe bastante unanimidad respecto a ciertas reglas que todos suelen cumplir. Por ejemplo, el electrodo en fisioterapia se suele colocar sobre el nervio más superficial y que esté más cercano a la zona dolorida. También, en el caso de golpe o caída, se puede colocar sobre la zona en la que se encuentre el hematoma.

Otra zona de colocación normal es sobre el tronco nervioso o por encima y debajo (o a los lados) de la zona que se esté tratando. Por contrario, no deben utilizarse electrodos en fisioterapia en zonas que estén bajo una anestesia.

Tipos de corrientes de los electrodos

Las corrientes que pasan a través de los electrodos y que se utilizan para distintos tratamientos pueden ser de dos tipos:

  • De corriente continua: según la polaridad de la corriente (ascendiente o descendente), el efecto de los electrodos será excitante o sedante en la zona afectada.
  • De corriente variable: dependiendo de cada dolencia este tipo de corrientes se ponen en marcha o pausan y se les cambia la intensidad de la corriente en cuestión.
    Decidir si se utiliza un tipo de corriente u otra dependerá de las valoraciones que realice el fisioterapeuta o médico una vez explorado cada caso y cada paciente, por lo que un tratamiento no puede extrapolarse a otros.

Efectos del uso de electrodos

Los electrodos en fisioterapia pueden usarse por varias razones, por lo que corresponderá únicamente a tu fisioterapeuta el decidir si se requiere de su uso o no.

El principal efecto del uso de corrientes mediante electrodos en la fisioterapia es la atenuación del dolor, es decir, la disminución de éste.

Además, debido a las corrientes, el riego sanguíneo de la zona aumenta y se aprecia una mejora trófica. Los electrodos, mediante las corrientes, también consiguen estimular los nervios y se utilizan también para el tratamiento de la parálisis. Otros efectos del uso de electrodos es la estimulación de los músculos para el desarrollo muscular así como la estimulación nerviosa, que puede ser utilizado para el tratamiento de la parálisis.

Artículos que también pueden interesarte

Los electrodos en fisioterapia
5/5 - 1 voto

Salud EspaldaUn artículo de Salud Espalda. Escrito el 3 junio, 2018

Encuentra el centro especializado para tu dolenciaBuscar Centro